Lic. Walter Brunstein

ADOLESCENTES ADULTOS PAREJAS

PSICOLOGO Y PSICOANALISTA

  ¿Cómo es una terapia psicoanalítica?

Hacer una terapia de tipo psicoanalítica, es realizar un recorrido personal en el que un individuo se acerque cada vez mas a su deseo y comience a vivir de acuerdo a lo que lo conmueve en su interior. Se trata de ir mas allá de las obligaciones y poner en juego la diferencia única que nos va a permitir tener una vida mas plena y mas cercana a la felicidad. No se trata de ser irresponsable, todo lo contrario, sino de que las responsabilidades no ahoguen al sujeto y vuelvan su vida una rutina difícil de soportar, y donde por consecuencia, la angustia y la depresión se vuelvan cosa de todos los días.

El psicoanálisis propone un camino de descubrimiento y creación, y en el recorrido, el ser va encontrando un lugar mas armónico para si mismo y por lo tanto una vida mas confortable. El camino a veces es complejo, pero no se puede obtener un cambio interior y fundamental mágicamente, pues los modos y costumbres muchas veces se encuentran tan profundamente arraigados en nosotros, que el cambio suele ser resistido y el individuo intenta volver a ese lugar de inconformidad y desesperación, por mas extraño que parezca. Es por eso, una terapia psicoanalítica implica un trabajo a 

veces arduo y constante para ir en contra de las formas que han llevado a la persona a la situación en que se encuentra, para finalmente obtener un cambio permanente, duradero, y no solo un cambio de momento como muchas otras corrientes proponen. Pues lo que se consigue con el análisis psicoanalítico, es modificar la estructura mental, lo que implica una modificación definitiva.

A diferencia de la mayoría de las corrientes psicológicas, el psicoanálisis no intenta que el individuo se adapte completamente a las exigencias de los otros y de la sociedad, sino que pueda expresar su diferencia, aquello que lo hace único y que será su contribución a su entorno y al mundo. Se trata de diferenciarse para unirse, no de adaptarse y perder la particularidad que cada uno tiene. Por ejemplo, no es lo mismo estar unido en un pan por ser una miga mas, indiferenciada, que ser por ejemplo un condimento, como la canela que, es diferente a la miga pero que al unirse le aporta algo distinto, especial. Luego, la diferencia que cada uno tiene, permite que la unión sea enriquecedora, y esa unión por lo tanto, es mucho mas agradable para el individuo y para los otros, pues es una unión en que el individuo aporta eso especial que tiene, que al desarrollarse, lo enriquece a el mismo y enriquece a la vez a los demás.

vinbruns@gmail.com


 Contacto: 4962-6591 / 113925-6042

Lic. Walter Brunstein

ADOLESCENTES ADULTOS PAREJAS

PSICOLOGO Y PSICOANALISTA

  ¿Cómo es una terapia psicoanalítica?

Hacer una terapia de tipo psicoanalítica, es realizar un recorrido personal en el que un individuo se acerque cada vez mas a su deseo y comience a vivir de acuerdo a lo que lo conmueve en su interior. Se trata de ir mas allá de las obligaciones y poner en juego la diferencia única que nos va a permitir tener una vida mas plena y mas cercana a la felicidad. No se trata de ser irresponsable, todo lo contrario, sino de que las responsabilidades no ahoguen al sujeto y vuelvan su vida una rutina difícil de soportar, y donde por consecuencia, la angustia y la depresión se vuelvan cosa de todos los días.

El psicoanálisis propone un camino de descubrimiento y creación, y en el recorrido, el ser va encontrando un lugar mas armónico para si mismo y por lo tanto una vida mas confortable. El camino a veces es complejo, pero no se puede obtener un cambio interior y fundamental mágicamente, pues los modos y costumbres muchas veces se encuentran tan profundamente arraigados en nosotros, que el cambio suele ser resistido y el individuo intenta volver a ese lugar de inconformidad y desesperación, por mas extraño que parezca. Es por eso, una terapia psicoanalítica implica un trabajo a 

veces arduo y constante para ir en contra de las formas que han llevado a la persona a la situación en que se encuentra, para finalmente obtener un cambio permanente, duradero, y no solo un cambio de momento como muchas otras corrientes proponen. Pues lo que se consigue con el análisis psicoanalítico, es modificar la estructura mental, lo que implica una modificación definitiva.

A diferencia de la mayoría de las corrientes psicológicas, el psicoanálisis no intenta que el individuo se adapte completamente a las exigencias de los otros y de la sociedad, sino que pueda expresar su diferencia, aquello que lo hace único y que será su contribución a su entorno y al mundo. Se trata de diferenciarse para unirse, no de adaptarse y perder la particularidad que cada uno tiene. Por ejemplo, no es lo mismo estar unido en un pan por ser una miga mas, indiferenciada, que ser por ejemplo un condimento, como la canela que, es diferente a la miga pero que al unirse le aporta algo distinto, especial. Luego, la diferencia que cada uno tiene, permite que la unión sea enriquecedora, y esa unión por lo tanto, es mucho mas agradable para el individuo y para los otros, pues es una unión en que el individuo aporta eso especial que tiene, que al desarrollarse, lo enriquece a el mismo y enriquece a la vez a los demás.

vinbruns@gmail.com


 Contacto: 4962-6591 / 113925-6042